Atlántida Film Fest: Call girl

 

Resulta curioso ver como en los últimos cinco años y a raiz de la saga Millenium estamos empezando a ver una serie de ficciones que intentan desmitificar la idealizada visión que teníamos de los países escandinavos. Mientras algunos medios nos intentan vender estos países como la panacea de los servicios sociales y el buen gusto, desde dentro nos lanzan mensajes de que no todo es tan ideal como parece. Interesante estrategia de marketing.

En Call girl viajamos a la Suecia de los años 70 con un que narra la historia de dos chicas que se ven inmiscuidas en una red de prostitución que llegará a las más altas esferas políticas. Lo mejor y lo más sorprendente es que todo lo que se cuenta está basado en un hecho real. Por un lado, seguimos a dos chicas que entre la necesidad y la curiosidad comenzarán a ejercer la prostitución. Por otro lado, en menor medida, veremos la investigación policial y judicial que llevará al desenmascaramiento de toda esta trama.

La buena atmósfera, ambientación y potentes personajes de Call girl se ve empañada por una realización excesivamente morosa y un metraje innecesariamente alargado que roza las dos horas y media. En este sentido la cinta recuerda al cine de David Fincher, desde Zodiac a Los hombres que no amaban las mujeres pero sin llegar a sus niveles de excelencia. Call girl se ve beneficiada por las excelentes interpretaciones de todas sus protagonistas. La palma se la lleva  como perversa madame que lleva a las chicas al lado oscuro.

Call girl demuestra que no es fácil enfrentarse a este tipo de historias y que el exceso se paga minimizando el interés general de la película. De todos modos, una estimable muestra de cine sueco que continúa la senda de investigar su sociedad mientras nos dice que no todo es tan bello como parece.

Atlántida Film Fest

¿Quieres ver Call girl o alguna de las otras películas del Atlántida Film Fest? Comenta en esta entrada o en alguna de las anteriores del festival para entrar en el sorteo de una entrada. El próximo ganador lo anunciaremos el lunes 9 de abril.

Paco Casado

Con cuatro años insistí a mis padres en que tenían que llevarme a ver Superman II a pesar de estar yo con 40 de fiebre. Mi padre me quiso meter a ver Conan, el bárbaro con cinco años y el portero del cine, sensatamente, no le dejó. Otro día me llevó a ver Octopussy y Licencia para matar y me fascinó James Bond. Sin contar con el día en el que con nueve años nos sentamos a ver 2001 porque pensábamos que era "una del espacio". Con catorce años hacía pellas en el instituto para irme por la tarde al cine. Y así podría seguir con mi educación emocional y contaros cómo el cine está asociado a mi vida.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies