Spotlight, arrojando luz sobre la oscura verdad

 

Spotlight, una de las películas más nominadas a los premios Oscar de este año se presenta como uno de los mejores films de temática periodística de los últimos años. La obra tiene un clarísimo referente argumental y estético, la película de Alan J. Pakula Todos los hombres del presidente, que explica la investigación que dos periodistas del diario The Washintong Post llevan a cabo sobre el caso Watergate. Spotlight nos traslada a la redacción del Boston Globe y al destape de varios escándalos sobre pederastia por parte de la Iglesia en el estado de Massachusetts. A diferencia de la película de Pakula, la investigación es emprendida por parte de un equipo especial formado por cinco periodistas (llamado Spotlight) que tras meses de investigación descubren toda una red encubierta de abusos sexuales a menores por parte de diferentes miembros de la archidiócesis de Boston.

Spotlight

Varios son los puntos que juegan a favor en este tipo de películas y en concreto en Spotlight. En primer lugar la materia prima con la que se moldea el argumento esta basada en unos hechos reales que permiten al espectador tener una buena predisposición ante la película. Transmitir una atmosfera realista es relativamente fácil así como la construcción de unos personajes identificables. En segundo lugar, y precisamente por la verosimilitud que caracteriza al film, los hechos se descubren paralelamente entre el espectador y los protagonistas. El grado de inmersión e interés que genera en el público es superior al de otras películas, ya que este se siente como un detective que poco a poco va descubriendo la verdad a la vez que los periodistas. Pero crear este tipo de narración no es fácil, ya que la obra ha de saber jugar con transmitir un mínimo de información que el espectador sea capaz de entender y de asimilar a la vez que crea las complicaciones propias y también realistas que propician los grandes conflictos que se investigan. En este sentido, Spotlight entiende a la perfección como construir este “juego” para que resulte atractivo al espectador.

Uno de los elementos más arriesgados que establece la película es eliminar prácticamente la vida personal de los protagonistas y centrarse únicamente en su trabajo y el caso que investigan. En un primer momento uno puedo pensar que es una decisión errónea, que la película es incapaz de mantener una tensión continua sobre el espectador sin momentos profundos y humanos de los personajes. Pero Spotlight está tan bien trazada (en parte gracias a sus escenas perfectamente dialogadas) que la investigación se convierte en una obsesión del propio espectador hasta el punto de que los pequeños elementos de la vida personal de los protagonistas quedan superfluos, ridículos e innecesarios.

Spotlight

Puede que Spotlight beba demasiado de su registro periodístico y no sepa trascender más allá de un discurso de crítica social evidente y en determinadas ocasiones forzado. Pero si que existe un elemento interesante de autocrítica de los medios, más propio de la cuarta temporada de The Wire. El líder del equipo Spotlight, interpretado por un gran , descubre que pudo destapar el escándalo de pederastia investigado hace varios años, pero debido a su poca experiencia acabo apartando la información que había recibido. Este momento pone en duda todo la arquitectura y estructura del diario, dejando en evidencia su funcionalidad y otorgando una mayor grado de profundidad y densidad a la obra.

Spotlight está nominada a seis , ¿Ganará alguno?

Al contestar a esta pregunta participas en nuestro juego de los Oscars 2015 donde puedes ganar un lote de premios.

Carlos Murcia

A los 14 años descubrí mi pasión por el séptimo arte. Desde entonces nadie ha conseguido despegarme de la gran pantalla. Apasionado no solamente del cine sino también de las series de televisión, los mediometrajes, los cortometrajes, los documentales o cualquier tipo de representación audiovisual. Fiel devoto de Lars von Trier, admirador del cine japonés y de los grandes directores clásicos y de la modernidad. En definitiva, amante del cine como fuente de sabiduría con la que aprender y crecer como persona.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies