We are the best, las niñas punk que odian el deporte

Festival de Cine Europeo

Siguiendo la filosofía del do yourself, dos amigas de unos 13 años deciden formar un grupo. Da igual que no sepan cantar ni tocar, están dispuestas a pasarlo bien y a ser la mejor banda del mundo.

Lukas Moodysson abandona su vertiente más dramática y adapta el de su señora esposa en esta resplandeciente historia adolescente. Ambientada en la Suecia de los años ochenta, donde el divorcio ya era algo habitual en las familias, el germen de la pubertad de estas chicas que no creen en dios estalla ante nuestros ojos.

We Are the Best
En ese momento de la en que los amigos son lo más importante del mundo, en que los padres son un rollo y en el que se empiezan a vislumbrar las posibilidades de ser un individuo independiente, tener referentes y motivaciones es de vital importancia. Por eso estas niñas guerreras de la fría Estocolmo no se quedan apoltronadas en el sofá, a través de sus discos buscan ser diferentes, críticas, mordaces y libres. Si eres distinto, si no encajas en ningún sitio, haz de ello tu mejor arma. Si tu profesor de educación física es un icordio, componle un hit ramoniano y desata toda tu fuerza sobre el escenario.

Pero sobre todo We are the best es divertida, fresca, descarada y optimista. El trío de actrices transmiten un ímpetu tan jovial e irreverente que es imposible resistirse al encanto de sus peripecias. Y aunque la dirección de Moodysson sea a veces algo dispersa y desequilibrada, como conjunto funciona. Padres con hijos adolescentes, ¡ponedles esta película porque el no ha muerto!

PROYECCIONES
13-nov C.Ala 4 / 20:00

Deja un comentario

You May Also Like

Grandeza y decadencia de un pequeño comercio de cine, insobornable Godard

No deja de ser curioso que justo en este 2017 en el que hemos visto y no visto a Godard en dos ocasiones nos llegue esta tercera aparición. En primer…
Ver entrada

El vendedor de tabaco, cuando el libro es mejor

Sin duda, la novela con el mismo título en español, El vendedor de tabaco, —distinto de Der trafikant original y, desde luego, más lógico como El estanquero— proporciona al público…
Ver entrada

El club de los buenos infieles, solo para hombres

No es el mejor momento para el cine hecho solo por y para los hombres. El club de los buenos infieles lo parece sobretodo porque si uno repasa la ficha…
Ver entrada