Miamor perdido, entre gatos anda el juego

Emilio Martínez-Lázaro es un fijo en esto de la comedia romántica, le avalan sus anteriores éxitos ambientados en el moderno País Vasco y la siempre conflictiva Cataluña de hoy. Le gusta eso de juguetear con una pareja joven que descubre el amor verdadero a golpe de gag visual o sonoro con un comienzo happy, un intermedio cruel y realista y un final que ya conocemos todos. No arriesga mucho ni en intenciones ni en situaciones pero es que esto le sale muy bien y no le hace falta mucho más.…

Read More