Críticas Festivales 

Fancine 2015: THE INVITATION, SUNRISE, THE WAKHAN FRONT, TURBO KID

Cuatro películas desde el Fancine Málaga: THE INVITATION, SUNRISE, THE WAKHAN FRONT, TURBO KID The Invitation The Invitation llega a Málaga con el aval del premio a la mejor película en el pasado Festival de Sitges y la verdad es que poco favor le hace a la película de Karyn Kusama. Como suele pasar, el exceso de expectativas lastra el correcto divertimento que propone la directora de Aeon Flux. Un grupo de amigos, una extraña invitación y la sombra de una secta entre los miembros provocan la suspicacia de Will.…

Read More
Críticas 

Into the woods, un desperdicio de ideas interesantes

Desde que irrumpiese en el firmamento de Hollywood con la ya olvidada Chicago, ganadora del Oscar a la Mejor Película en 2003, Rob Marshall ha ido alternando el cine dramático con vocación premiable (Memorias de una geisha) y las aventuras piratas más impersonales posibles, con otros intentos en el musical: la desaprovechada Nine y este Into the woods que nos ocupa y que no mejora demasiado su curriculum. El célebre musical de Stephen Sondheim, autor del libreto en que se basaba el Sweeney Todd de Tim Burton, Into the woods…

Read More
Críticas Festivales 

Festival de Málaga: La vida inesperada

Jorge Torregrossa, que ya presentó Fin en el Festival de Sevilla hace un par de años, presenta con su segunda película un guión de Elvira Lindo rodado en Nueva York e interpretado por Javier Cámara y Raúl Arévalo. Ha sido este un gran colofón para una Sección Oficial del Festival de Málaga repleta de películas mediocres que no serán recordadas dentro de un par de semanas (aunque algunos aun tengamos pesadillas con ciertos largometrajes de los vistos durante esta semana). La vida inesperada es la historia de dos primos españoles…

Read More
Críticas 

Blue Jasmine, Woody Allen haciendo cine social

Cita anual con el maestro, y como siempre que habla el maestro nosotros nos tenemos que callar. Incluso cuando se equivoca tenemos que guardar silencio porque hasta de esos errores se aprende. Y porque es el maestro, porque lleva lo que lleva a sus espaldas se le debe un respeto y un compromiso, el de estar, año tras año hasta que la luz se apague, sentado en la butaca a ver que nos tiene que contar, con qué nos quiere remover el alma.

Woody Allen haciendo cine social. Si me lo llegan a decir hace un tiempo hubiera soltado una carcajada. Pero la actualidad manda, y esta crisis que estamos viviendo ha afectado hasta a los protagonistas de las películas de Allen, la clase alta. Esa clase alta rancia, que se cree que se merece estar donde está por encima de los demás, y si de paso pisotea al resto mejor.

Read More