La calle de la amargura, la desesperación llama a la muerte

El cine mexicano vuelve a sorprendernos con un dramático cuento chiquito localizado en su propio país y basado en un hecho real ocurrido en México D. F. En La calle de la amargura a menudo se evita hablar de la muerte aunque en ocasiones es llamada a voces sin querer apareciéndose en actos cometidos fruto de la desesperación. Su director, Arturo Ripstein, se convierte en dramaturgo y crea una obra de teatro dividida en varios actos con solo un puñado de personajes que entremezclan sus vidas, todas ellas miserables.

Read More