Estafadoras de Wall Street, de abajo arriba y de arriba abajo

Habrá muchos motivos por los que nosotros, espectadores, apreciamos películas como Molly’s Game, El lobo de Wall Street, La red social o la reciente El vicio del poder de Adam McKay. A mi en especial me gusta un detalle muy asumido desde luego por ser efectivo y es que sabemos que lo que bien está acabará mal. Me gusta saber en estas cintas el fracaso con el que la historia culminará para entre medias comprender cómo el éxito se trunca con facilidad. Saber el final, además, ayuda a desprenderse del…

Read More