Sitges 2015: Knock Knock, trampa sexual

vuelve al festival de con probablemente la película más gamberra de su carrera. Roth es un maestro del y resulta fascinante como es capaz de localizarlo y transmitirlo a través de situaciones nada usuales y a las que no estamos acostumbrados. Knock Knock es una película sobre la tortura, en concreto sobre la tortura sexual, pero desde un punto de vista que no suele ser el prototípico: es una tortura protagonizada por dos mujeres hacia un padre de familia.

Dos jovencitas sexis (Ana de Armas y Lorenza Izzo) irrumpen en el hogar de un hombre felizmente casado y con dos hijos en una noche de intensa lluvia. Este hombre (interpretado por Keanu Reeves), que se encuentra solo durante el fin de semana, accede a que las jóvenes pasen a la casa y se sequen mientras esperan un taxi. Desde este momento las jóvenes se empeñarán en seducir y en complicar la vida del buen hasta límites totalmente insospechados con un aumento progresivo de la y la locura.

Knoc-knock-eli-roth

Knock Knock puede leerse como una reestructuración de La naranja mecánica. En concreto de aquellas escenas en las que el grupo de jóvenes vandálicos asaltan brutalmente las casas de sus víctimas para acosarlas sexualmente. Incluso la llegada de la banda se produce también durante las noches de lluvia. Pero si en La naranja mecánica estos momentos eran empleados como excusa por mostrar la en estado puro, en Knock Knock sirven para crear un manifiesto feminista lleno de memorables pinceladas de humor.

Deja un comentario

You May Also Like

Horns, con cuernos y a lo loco

Si algo que hay que aplaudirle a Daniel Radcliffe, juro que lo he escrito bien y sin tener que mirarlo, es su desesperada búsqueda de personalidad para salir bajo el…
Ver entrada

Equalizer 2, este trabajo da la felicidad

¡Es la hora de las tortas! El duro de Denzel Washington, últimamente no nos lo imaginamos de otra manera, vuelve a colaborar con una producción made by Antoine Fuqua en…
Ver entrada

Qué difícil es ser un dios, la tiranía de la divinidad

No cabe ninguna duda de que en el momento que mencionamos las palabras “ciencia ficción rusa” lo más habitual es que los títulos Solaris y Stalker se nos vengan a…
Ver entrada