Nocturna Film Fest: PRISONER X, el hombre del futuro

 

El cine de ciencia-ficción también tiene su hueco en este festival. La producción canadiense de Gaurav Seth, Prisoner X, revisa el tema de los viajes en el tiempo desde una visión muy diferente a lo que nos tienen acostumbrados. No hará falta salir de  casa ni cambiar la hora del reloj o la hoja del calendario.

Prisoner X

Carmen Reese es una brillante agente de la CIA con grandes dotes detectivescas que se encuentra de baja por problemas personales y una posible depresión a causa de una pérdida familiar muy importante. Su reincorporación al servicio le lleva a visitar una base militar secreta, cerca de Montana, donde mantienen oculto en sus instalaciones a un prisionero desde hace más de una década. Al parecer habla un raro idioma y conoce el futuro lo que hace sospechar a todos los presentes allí que se trata de un viajero temporal o quizás un alienígena con aviesas intenciones. Un posible suicidio o asesinato dentro de la base de uno de sus captores es tomado como prueba de estas afirmaciones. En verdad lo único que les interesa saber a los que lo retienen allí contra su voluntad es la fórmula que dará la clave para la construcción de una máquina del tiempo, aquella que le permitió a este hombre llegar hasta ellos. Un cuidadoso plan hará que finalmente todos sus secretos sean revelados. La paranoia que se ha instalado entre esos muros ha sido provocada por este individuo y ahora tendrá efecto boomerang contra él participando algunos actores invitados de altas esferas políticas y otros que desconocen de que va todo esto. Antes de esto seremos testigos en silencio de una guerra psicológica entre torturador y torturado  que llega hasta límites insospechados dejando al final un vencedor al que se creía con menos inteligencia.

Prisoner X es una película que merece una lectura profunda y un segundo visionado pues algunos detalles se escapan en un primer vistazo. Quizás esta complejidad es lo que hace que en ocasiones el ritmo decrezca pues no entendemos todo lo que se nos cuenta y perdamos parte de atención resultando un largometraje algo pesado. Solo en los últimos momentos, cuando el desenlace está próximo a manifestarse el suspense puede con todo y nos deja pegados a nuestro asiento empatizando con un hombre que parece a punto de perderlo todo y que ha visto como su plan original se va a pique.

Sin duda nos encontramos con un film que se asemeja a un episodio largo de Los límites de la realidad aunque aún más complejo y no destinado a un público comercial. Una clara muestra de lo que podemos encontrarnos en este tipo de festivales donde lo fantástico abarca tantos temas. Un aperitivo de lo que vendrá a continuación seguramente nos daremos de bruces con títulos más cercanos al género del terror en donde lo desconocido da mucho pero que mucho miedo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies