Festival de Málaga: SEXO, MARACAS Y CHIHUAHUAS, la vida rumbera

 

La vida de Xavier Cugat, es algo que a la mayoría de los mortales, o los nacidos a finales de los 80, se nos escapa sobre manera. Pero tranquilos, porque gracias al Sexo, maracas y chihuahuas, recuperaremos el tiempo perdido y nos convertiremos en unos auténticos #cugaters.

Habría que saber si fue antes el Cugat personaje o persona, cosa que tal vez no existe y ambas sean lo mismo; a través de los escasos ochenta minutos asistimos a la vida y obra de este músico – principalmente, que también fue actor, productor, director, cazador de talentos, etc– que vivió del marketing autocreado a su alrededor hasta el final de sus días.

 Sexo, maracas y chihuahuas

Hay que destacar la enorme labor de investigación que se puede ver recogida en Sexo, maracas y chihuahuas, ya que a través de vídeos de archivo –y pocas entrevistas a cámara– logra tejer un entramado claro, conciso y muy divertido, de la vida de este Hugh Hefner (pre Hugh Hefner) de Girona.

El tema es tratado de forma naif y casi ingenua, no porque no tenga el juego suficiente, pasando de puntillas por los poquísimos escándalos que se nos muestran, tal vez por falta de ellos o por no hacer saña del lado más íntimo de un personaje.

Sea como fuere, estamos ante un documental de calidad, que puede verse pero más debe de escucharse, trayendo a la actualidad la figura de Cugat. Estamos seguros que dentro de poco tiempo, podrá verse en la televisión pública a horas indecentes y con una difusión lamentable.

Chema AR

Hago videitos en Filasexta y a veces escribo sobre #cosas que se leen en #sitios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies